Fernando González Viñas publica la novela gráfica "Los artistas del hambre (o Los orígenes de la performance)"

Fernando González Viñas publica la novela gráfica "Los artistas del hambre (o Los orígenes de la performance)"

El escritor Fernando González Viñas acaba de publicar la novela gráfica titulada “Los artistas del hambre (o Los orígenes de la performance)” en la editorial El Paseo.

Se trata de una historia cultural sobre los artistas del hambre, el nexo de unión entre los antiguos ascetas y los contemporáneos artistas de la performance y el happening. Con un formato novedoso que aúna el ensayo divulgativo y el cómic, González Viñas nos muestra a los artistas del hambre que inspiraron, entre otros, a Franz Kafka o los dadaístas. El libro incluye una historia documental de estos modernos ayunadores y una novela gráfica a todo color sobre estos peculiares pioneros del happening artístico.

Aunque la historia del ayuno voluntario puede remontarse a nuestros orígenes culturales más ancestrales, los artistas del hambre aparecieron hace relativamente poco tiempo, entre los siglos XIX y XX. Encerrados voluntariamente en los espacios elegidos y con las condiciones establecidas, los Hungerkünstler trajeron consigo una pregunta que los diferenció: ¿se puede hacer arte del hambre? ¿Y de otras experiencias extremas? Quizás fueron el eslabón perfecto entre los antiguos ascetas ayunadores y los contemporáneos artistas performativos. Eso sí, antiguos y modernos, mediante la acción radical realizada con sus propios cuerpos, provocaron siempre una mirada colectiva que, ya escrutadora, de asombro, de desprecio o de risa, sin duda, define la mentalidad de cada época. La sociedad que encumbró hace más de un siglo a los artistas del hambre puede que no sea tan diferente de la actual.

Compuesto de dos partes, un ensayo y una novela gráfica, este libro cuenta y reflexiona sobre la historia de los artistas del hambre. Su compleja y liviana trayectoria, entre lo vodevilesco y lo trascendental, exigía hacer un planteamiento documental previo y una plasmación gráfica que intenta dar respuestas, imaginando la voz interior de un artista del hambre, a sus motivaciones, su pasado, su presente ayunador, su futuro fuera de la celda de cristal, reintegrado –o no– al colectivo. El ficticio Adrian es solo un esbozo. Sus antecedentes se han romanceado en aleluyas. De ahí que se haya optado por cambios de estilo y técnica, por letra escrita a mano, por la realización artesanal y la nula ayuda digital.

El autor, Fernando González Viñas (Villanueva del Duque, Córdoba, 1966) es historiador, escritor y traductor. Ha publicado las novelas Esperando a Gagarin y El traje del muerto, es guionista de las novelas gráficas El último yeyé y El ángel DADÁ (traducida al alemán y al francés), autor de las biografías Manolete, biografía de un sinvivir y José Tomás, de lo espiritual en el arte, además de otras obras como Japón, un viaje entre la sonrisa y el vacío. Ha traducido del alemán a Hugo Ball (Dios tras DADÁFlametti o el dandismo de los pobresCristianismo bizantino), Emmy Hennings (CárcelEl estigma), Carl Schmitt (Glossarium), Margarethe Böhme (Diario de una perdida) o Michael Ende (El espejo en el espejo y La prisión de la libertad). Ha sido comisario de diferentes exposiciones sobre cómics, toros y autores como López Espí.

Nuestras redes:
Noticias Relacionadas